• +982 81 35 15 - 620 30 03 96
  • info@podologiaocamiño.com

¿Es bueno caminar descalzo por la arena?

¿Es bueno caminar descalzo por la arena?

Con la llegada del verano es más que habitual que hagamos alguna escapada a la playa. Una vez allí disfrutamos bañándonos en el mar, tomando el sol o paseando por la arena. Es este último punto el que nos ocupa el artículo de hoy pues mucha gente da por sentado que es bueno caminar descalzo por la arena pero ¿realmente es beneficioso? Vamos a descubrirlo.

Para empezar debemos diferenciar entre caminar por la orilla del mar o por la arena blanda. Si lo hacemos por esta última, debemos saber que estaremos caminando sobre una superficie inestable, irregular y con alta capacidad de absorción. Esto quiere decir que nuestra musculatura va a tener que hacer un esfuerzo mayor para mantener la estabilidad de nuestro cuerpo al caminar sobre ella, lo cual en algunos casos como en rehabilitaciones o para ayudar al fortalecimiento puede beneficiarnos pero en otros casos puede causarnos daño. Así mismo este tipo de arena tiene una gran capacidad de amortiguación que nos beneficiará para protegernos de los impactos pero esto también nos causa una mayor tensión en la parte trasera de la pierna y en la planta del pie.

¿Y qué ocurre si caminamos por la orilla? En este caso la arena es más compacta y estable, tiene más consistencia y por tanto no va a producirse tensión muscular. Además pasear atravesando las olas del mar nos permite tonificar nuestros músculos y relajarnos.

Hemos de recordar también que la arena es un exfoliante natural y por lo tanto si acostumbramos a caminar descalzos sobre ella a menudo, en poco tiempo conseguiremos tener unos pies más suaves.

Podríamos decir que caminar sobre la arena es un ejercicio recomendable, más si se hace por la orilla aunque como todo, para algunas personas que tengan ciertas lesiones no será tan aconsejable por lo que en esos casos es mejor consultar con un experto.

Así que ya sabéis, salvo excepciones podéis disfrutar de los beneficios de pasear bajo el sol en la playa pero no os olvidéis la protección solar.

Rebeca

Deja un comentario