• +982 81 35 15 - 620 30 03 96
  • info@podologiaocamiño.com
  • C/Manuel Becerra 1, Enpta. B Lugo

Archivos mensualesagosto 2019

¿Te pican los pies?

¿Sueles sentir picor en la zona de tus pies a menudo? Si no puedes parar de rascarte, no lo pases por alto como si de algo normal se tratase ya que puede ser aviso de un problema mayor.

La picazón es algo muy común pero para poder solucionarla tendremos que dar con el origen del problema. Son varias las causas que pueden estar provocando ese picor molesto en los pies. Una de las causas más frecuentes puede ser la conocida como «xerosis» que quiere decir simplemente piel seca. Es algo muy común, la acumulación de células muertas puede producir rigidez, rugosidad en la piel y picor.Los talones podrían descamarse llegando hasta a producirse grietas en ellos.

Otra de las causas de ese picor pueden ser los hongos en los pies. Estos producen picores y deben solucionarse antes de que se extiendan.

La diabetes también podría ocasionar picores en los pies debido a una falta de riego sanguíneo o por sequedad.

También una alteración nerviosa podría llegar a ocasionarnos picor en nuestros pies. O algo tan simple como utilizar una crema o gel que contenga alguna sustancia que ocasiones rojez o picor en nuestra piel incluso provocando una alergia. Hay que prestar especial atención a la composición de los productos que utilizamos en el cuerpo pues a veces algunos de sus componentes pueden ser perjudiciales para nuestra piel dependiendo también de la tolerancia que esta tenga.

Y ahora te preguntarás, ¿qué puedo hacer si padezco este problema? Pues bien, si tu problema es que tienes sequedad en los pies, que es algo muy común entre la población, deberás hidratarlos bien.

Muy importante: evita rascarte. Sí, es un acto reflejo pero debes prestar atención y evitarlo porque de lo contrario podrías producirte heridas e irritaciones en la piel.

También muy importante, utilizar un calzado adecuado que transpire bien. Esto es vital para evitar la aparición de hongos por exceso de humedad.

Ante todo y si el problema persiste lo mejor sera consultar a un especialista que sera quien mejor sepa diagnosticar nuestro problema e indicarnos qué podemos hacer para solucionarlos.


El running y tus pies

En los últimos meses se ha puesto muy de moda salir a correr, lo que se ha generalizado con el término anglosajón «running». Ahora en pleno verano es un momento estupendo para prácticar este deporte o por qué no, animarse a probarlo si nunca se ha tenido el hábito de salir a correr.

Eso sí, cuidado con las altas temperaturas. Durante el verano las mejores horas para salir a correr son temprano por la mañana o caída la tarde, momentos cuando las temperaturas aprietan menos. Así nos libraremos de posibles golpes de calor y otras incomodidades.

Salir a correr está bien porque estaremos practicando deporte pero hay que tener en cuenta que el running provoca un gran impacto en nuestros pies, es uno de los deportes más agresivos para esta zona del cuerpo. Es un ejercicio que implica soportar una gran carga de manera repetiday que va a afectar a varias partes de nuestro cuerpo tales como la cadera, rodillas y tobillos.

Por ello a los adeptos al running les sera de gran importancia realizarse un estudio biomecánico de la pisada para evitar lesiones que puedan derivar de esta práctica deportiva. El podólogo, tras analizar los resultados del estudio podrá proponerte el uso de unas plantillas personalizadas en caso de que fuera necesario.

Sobra decir que es muy importante el tipo de zapatillas que utilices. Escógelas con cuidado y déjate aconsejar para elegir la más adecuada para ti según tu peso, kilómetros y superficie por la que sueles correr. Ligado a esto va el uso de unos buenos calcetines por supuesto.

Además ten en cuenta que si vas a participar en una competición deportiva no debes estrenar las zapatillas ese día.

Esperamos que estos consejos te ayuden a disfrutar del deporte de moda, ¡feliz carrera!