• +982 81 35 15 - 620 30 03 96
  • info@podologiaocamiño.com
  • C/Manuel Becerra 1, Enpta. B Lugo

¿Cuáles son los problemas más habituales que trata un podólogo?

¿Cuáles son los problemas más habituales que trata un podólogo?

Hoy vamos a cambiar un poco el tema del día y vamos a hablar de las dolencias más comunes que suele tratar un podólogo. Quizás es algo que os habéis preguntado en alguna ocasión por curiosidad, ¿cuáles son los problemas más habituales por los que la gente acude a la consulta del podólogo?

Uno de los trastornos más habituales que se trata en las consultas de podologías es el pie de atleta. Esto está causado por un hongo que crece en zonas cálidas y húmedas, como entre los dedos del pie o en su planta. Si padeces esta patología vas a sentir piel enrojecida y escamada, picazón y grietas blancas. La infección puede extenderse hasta las uñas ocasionando hongos, otra de las dolencias más habituales en consulta.

Las uñas encarnadas también son algo que se suele ver muy a menudo en las clínicas de podología. Es algo muy molesto que causa dolor, inflamación y enrojecimiento en el borde de la uña.

Los callos es otro de los motivos que lleva a las personas a acudir al podólogo. Pueden causar dolor y el especialista evaluará la lesión y los tratará para que no sigan produciéndose.

Las lesiones en los pies, tobillos o articulaciones al caminar también son otros de los motivos que llevan a las personas a pedir consejo al podólogo. Suelen estar originados por una mala forma al caminar. Con un estudio de la pisada pueven solventarse.

Por último, podríamos mencionar a las personas con pies planos como habituales visitantes de las clínicas de podología.

Como veis, estos serían los problemas más comunes que llevan a las personas a acudir al podólogo, si bien es cierto que hay muchas más patologías tan diversas como tipos de paciente y algunas de ellas de mucha más gravedad que las mencionadas aquí.

Rebeca

Deja un comentario