¿Cuándo debo visitar al podólogo?

¿Cuándo debo visitar al podólogo?

Es un hecho que los pies es una de las partes del cuerpo a la que menos atención prestamos, salvo en verano cuando los tenemos más a la vista y es entonces cuando nos acordamos de ellos. Esta quizás es una de las razones por las que mucha gente nunca ha acudido a un podólogo. Sin embargo, la importancia de los pies esta subestimada pues la salud podológica es sumamente importante a la hora de prevenir problemas o enfermedades que no afectan solamente al pie sino a otras partes del cuerpo como las caderas, columna o rodillas.

No necesariamente hay que padecer algún problema para acudir al podólogo, también se puede asistir anualmente a este especialista como medida de prevención y/o cuidado de los pies. Por ejemplo, en el caso de practicar un deporte es interesante realizarse un estudio biomecánico de la pisada. De ese modo se podrá ayudar al paciente a evitar lesiones musculares, tendinitis, fascitis plantar etc.

Otro momento especialmente interesante para realizar la visita al podólogo es durante la etapa de crecimiento del niño. Un diagnóstico precoz puede ser clave para ayudar a solucionar diferentes problemas. Es algo común encontrar niños con pies valgos o planos, papilomas o falta de estabilidad entre otros problemas, con lo que si se realizan revisiones periódicas, cualquier problema podrá ser detectado a tiempo y solventarse más facilmente.

Si se abusa de un determinado tipo de calzado, como puede ser el de tacón en el caso de las mujeres, es probable que sus pies presenten ciertos problemas derivados de las puntas estrechas y los tacones. Es importante observar los pies para acudir al podólogo ante cualquier señal como juanetes, rozaduras o ampollas.

Desde Clínica de Podología O Camiño os animamos a cuidar de la salud de vuestros pies y a acudir sin miedo al podólogo, sin duda la mejor manera de evitar patologías futuras.

admin

Deja un comentario